Sobre el matrimonio entre ex miembros de la Obra

From Opus-Info
Revision as of 12:07, 6 July 2009 by Bruno (talk | contribs) (New page: Por Mercy, 14 de enero de 2008 Hola a todos y todas: Hace poco [http://opuslibros.org/nuevaweb/modules.php?name=News&file=article&sid=11488 Alcazaba] hablaba del tema de casarse con un...)
(diff) ← Older revision | Latest revision (diff) | Newer revision → (diff)
Jump to navigation Jump to search

Por Mercy, 14 de enero de 2008


Hola a todos y todas:

Hace poco Alcazaba hablaba del tema de casarse con un ex, leí el articulo al que se hacia referencia, el de Cristina. No puedo expresar la cantidad de sentimientos que me hizo sentir. Es una vergüenza que la obra tenga esa negra capacidad de volver imbécil a un hombre (perdón por la palabra), no tolero que un hombre se atreva a golpear ni de broma a una mujer, para mi una sola bofetada sería suficiente para no querer volver a ver a ese fulano.

Pero retomando el tema del matrimonio, no cabe duda que en esta viña hay de todo.

Mi experiencia es un tanto, un mucho, especial ya que siendo ambos "exes" hay cosas que resultan muy fáciles, y otras algo difíciles. Al principio ambos teníamos nuestras dudas de cual camino era el correcto. La carga de "formación" puede ser un lastre o un salvavidas, depende del cristal con que se mire. Pero algo que en ese momento y hasta ahora nos ha funcionado es el ser directos y no disfrazar las cosas, no como se acostumbraba en aquel lugar.

Yo salí un poco mas harta espiritualmente que él. Él quería conservar varias cosas, continuar con la oración, lectura, confesión frecuente y otras. Desde el primer momento pusimos en claro las cosas. Yo por mi parte pienso que aún en un matrimonio las cosas del alma son pura y llanamente personales. Nadie tiene por qué contabilizar las veces que te confiesas o con quien, si rezas o no y cuanto. Y así se lo dije, nuestra vida espiritual es personal y cada quien la va a vivir a su manera. Afortunadamente lo fue entendiendo poco a poco y ahora ya sabemos que lo único que hacemos juntos es ir a misa, pero cada quien se confiesa cuando lo desea y reza a su manera.

Y si por alguna temporada alguno de los dos no quiere hacer nada, simplemente se respeta y ya.

Para mi el alma y la conciencia de una persona es algo muy sagrado y personal y un terreno en el que nadie tiene derecho a meterse. Es la persona y Dios y punto.

Como madre tengo la responsabilidad de enseñar las bases del amor a Dios a mis hijos y así lo hago. Sin duda mis hijos saben que existe un Dios y que nos ama, pero de ahí a que yo los obligue a hacer actos de amor a El, imposible. El amor y el agradecimiento se aprende con el ejemplo y con la propia vida, no con imposiciones.

En los demás terrenos no tengo nada que reprochar, tanto él como yo somos seres normales, con defectos y virtudes. Peleamos como todos los matrimonios, lloramos, reímos, VIVIMOS!!. Nos respetamos, conocemos las debilidades de ambos y nos hacemos fuertes mutuamente, no es fácil pero tampoco tienen nada de especial o diferente de las demás parejas.

De una cosa si estoy segura: si no hubiéramos podido ponernos de acuerdo en esto a estas alturas no sé si estaríamos juntos. Fueron muchos años [en la obra] de vivir en desacuerdo y aceptando tantas cosas por "amor" que ya ninguno de los dos está dispuesto a volverlo a hacer. Eso lo tenemos muy claro, si estamos juntos es porque QUEREMOS, no porque exista un papel o un sacramento de por medio.

En fin me parece que es un tema muy extenso y con muchos matices pero en resumen mi experiencia ha sido buena y positiva, pero al fin y al cabo, personal.



Original