Mintió el fundador, mintieron los autores de 'El itinerario jurídico'

From Opus Dei info
Jump to navigation Jump to search

Por Compaq, 2.01.2006


Leo en la web del Opus que falleció Amadeo de Fuenmayor el pasado 22 de noviembre. Descanse en paz. Mi siguiente comentario no juzga a la persona, cuestiona su aportación a la verdad en los aspectos jurídicos del Opus Dei.

Entre sus datos biográficos se dice:

"En 1985, se trasladó a Roma para ocuparse más intensamente de cuestiones jurídicas derivadas de la nueva naturaleza canónica del Opus Dei, erigido en Prelatura personal por Juan Pablo II en 1982. Preparó entonces con José Luis Illanes y Valentín Gómez-Iglesias la obra El itinerario jurídico del Opus Dei. Historia y defensa de un carisma (1989), que ha sido traducida a diversas lenguas, así como una edición conjunta de sus Escritos sobre prelaturas personales (1990)".

Quisiera recordar aquí cuatro importantes y significativos lapsus que tuvo Fuenmayor en su libro traducido a diversas lenguas:

a) La inclusión de la carta de Escrivá titulada "Non ignoratis" de 1958, donde escribe el fundador (el resaltado el mío):

12. Es sólo nuestro amor a Jesucristo Señor Nuestro, a la Santa Madre Iglesia, y al Romano Pontífice -amor manifestado y expresado siempre con obras de servicio-, lo que nos mueve a procurar con todas las fuerzas que se asegure nuestro espíritu y se refuerce la eficacia del apostolado de la Obra.

Movidos -repito- solamente por ese amor, deseamos también que la Iglesia sancione con la correspondiente declaración jurídica nuestra peculiar vocación, plenamente secular, es decir, propia de sacerdotes seculares y de laicos o fieles corrientes.

Por la misma razón y con el mismo deseo, para que no pudiera originarse ni difundirse ninguna falsa opinión sobre nuestra vocación específica, nunca quisimos -con conocimiento de la Santa Sede- formar parte de las federaciones de religiosos, o asistir a los congresos o asambleas de los que se dice que están en estado de perfección.

b) la no inclusión en el libro traducido a diversas lenguas de la intervención del fundador en el "Congressus Generalis de Statibus Perfectionis", Roma, 1950. (Ya se ha colgado en la web y se puede leer en latín, tal y como viene recogido en "Acta et Documenta" de la SACRA CONGREGATIO DE RELIGIOSIS" y pronto será traducido al español).

c) la no mención de sus tres intervenciones (de Fuenmayor) y las de otros 6 miembros del Opus Dei (incluído Alvaro del Portillo) en el Congreso de Perfección y Apostolado celebrado en Madrid en 1956.

d) la no inclusión en el libro traducido a diversas lenguas de la conferencia íntegra de Escrivá "La constitución Apostólica Provida Mater Ecclesia y el Opus Dei" (1948)


Dicho lo cual y si el lector tiene la paciencia y/o el interés de contrastar unos y otros documentos, comprobará que:

  1. mintió el fundador en la carta "Non ignoratis"
  2. mintieron Fuenmayor/Illanes/Iglesias, autores del libro "El itinerario jurídico del Opus Dei".

Y eso pasa, señores y señoras del gobierno del Opus Dei e "historiadores" oficiales y hacedores de beatos (Cejas, sin ir más lejos), porque os creéis que por mucho que escondáis la verdad, por mucho que hagáis desaparecer libros y documentos, por mucho que vuestra maquinaria pesada avasalle todo cuanto toca intentando borrar pruebas, por mucho que reescribáis una y otra vez "la historia", siempre se os escaparán las bibliotecas públicas fuera de España, las librerías "de viejo" en pueblos perdidos, los archivos de algunas diócesis... ¿Os suena el nombre de un pueblo que se llama Perdiguera?

Con lo sencillo que hubiera sido ir con la verdad por delante. Si así hubiera sido en todos los temas que tocáis, contáis, narráis, engatusáis, mentís al personal -propio y extraño-, no hubieráis sido nunca los malos de ninguna película...


Original