Sobre la adquisición de Villa Tevere

From Opus Dei info
Jump to navigation Jump to search

Curiosamente encontre estas coincidencias entre el libro de María del Carmen Tapia y la biografia del fundador del Opus Dei escrita por Andres Vazquez.

¿A quien le creen? ¿Cual version es mas creible?

Version oficial de la adquisición de Villa Tevere:

"Decidido a adquirirla, el Fundador encargó a don Álvaro hacer las gestiones precisas con los abogados del propietario, sin olvidar lo que con motivo de la busca decía a sus hijos: Pongámonos en el lugar de un padre de familia que tuviese que comprar una casa que cuesta varios millones |# 19|. «En las primeras negociaciones —refiere don Álvaro— logramos reducir mucho la cantidad que había fijado el propietario; sin embargo, no disponíamos ni siquiera de esa cifra. Aparte de pedir ayuda a amigos y conocidos, pensamos en hipotecar la casa, pero para eso necesitábamos tener el título de propiedad, que, a su vez, no se podía conseguir sin pagar al menos una parte del precio» |# 20|. Quedaron pendientes los tratos hasta que el Padre se resolvió a decidir inmediatamente la cuestión de la casa |# 21|. ¡La casa! —escribía a los del Consejo el 27 de marzo—. Seguimos las gestiones: no sé cuántos días llevo ofreciendo la Santa Misa, por esto: esperemos que se resolverá pronto |# 22|. Efectivamente, el 10 de abril pedía a sus hijas de la Asesoría Central:

Seguid encomendando la casa de Roma: creo que se hará la escritura de compra mañana, pero quedará el rabo por desollar: pagar los millones que cuesta |# 23|.

El mismo don Álvaro cuenta la historia de aquel duro trance:

«El Padre me indicó que fuera a ver al propietario, y tratara de convencerle de que se conformara con un adelanto de unas monedas de oro, y que el resto se lo pagaríamos en el plazo de uno o dos meses. En efecto, disponíamos entonces de algunas monedas de oro, que el Fundador del Opus Dei guardaba para hacer un vaso sagrado. Fui a ver a ese señor con esta propuesta, mientras el Padre se quedaba en casa rezando intensamente». La entrevista fue un éxito, aunque el propietario exigía que el pago se hiciera en francos suizos. Cuando se lo comenté al Padre, me respondió: ¡qué más nos da! Nosotros no tenemos ni liras, ni francos; y al Señor le da igual una divisa que otra |# 24|. Aquella postrera reunión con los abogados del propietario fue, por parte de don Álvaro, un gesto heroico de docilidad y de fe en el Fundador. Porque, ¿qué otra persona hubiese ido —con optimismo y persuasión invulnerables— a intentar obtener una villa a cambio de unas pocas monedas?"

Version Tapia:

"En otra ocasión y con motivo de estas mismas obras, nos contó monseñor Escrivá muy confidencialmente que habían conseguido o estaban a punto de recuperar una fianza depositada cuando la compra de Villa Tevere. El Padre nos dijo que junto con el único dinero que tenía le habían dado a los dueños "un puñaíco de monedas" que provenían de su madre, con el ruego de que no se deshicieran de ellas. Como complemento a esta información y de fuente fidedigna sé que "un día monseñor Escrivá, en el Colegio Romano de la Santa Cruz, sacó una serie de monedas de oro de diez dólares, llamadas "eagles" (águilas) que tienen el tamaño de los diez céntimos americanos ("dime"). Naturalmente ahora valen mucho más de diez dólares. Estaban dentro de una bolsa de tela y no hay duda de su existencia porque las tocamos, bajo la mirada de alguno de los sacerdotes que estaban con monseñor Escrivá. Dijo monseñor Escrivá que había diez mil dólares o sea mil "eagles" (aunque él no mencionó el nombre de la moneda). Explicó que habían servido como una especie de fianza para el préstamo de la compra de la villa y del terreno. Dijo también que eran la dote de su madre. Habían conseguido pagar las deudas y recuperar estas monedas". Nunca entendí por qué llevaron estas cosas con tanto sigilo."

Con que unas pocas monedas ¿No? ;-). The milk! Oh those "eagles"!.