Mi experiencia - Josu

From Opus Dei info
Jump to navigation Jump to search

Por Josu, 26.03.2010


Hola me llamo Josu, soy de Pamplona.

Lo primero deciros que yo no pertenecí a la obra, con 13 ó 14 años, mi padre que era supernumerario, me metió en el club Irati, en Barañain, Navarra, allí había actividades, estudios, nada me llamó la atención, me parecía estridente, una cosa artificial, y con trasfondo, que manejaban unos cuantos monitores o miembros del opus, muchos de ellos universitarios, con el fin de captar niños para la obra.

Me invitaron varias veces a ir a romerías, meditaciones, rosarios, llamaban a casa, mi padre me lo decía, pero yo pasaba porque siempre he tenido una idea muy clara en mi cabeza, a pesar de no ser muy inteligente, y es que nadie es más que yo, ni más que nadie, de modo que cuando me ponían vídeos de josemaria escriva, en seguida me di cuenta que era un portento de facultades, avispado, cordialisimo en el trato, un tio que tenia una maña y practica en las tertulias tremenda, un gran embaucador, a mi lado los niños enloquecían, cual ídolo del rock, con el padre, yo me salvé...

Dos años después, un amigos mío, mi amigo del alma, con el que quedaba en los recreos, un chico bueno, empezó a cambiar, yo estaba en Irabia, un instituto del opus dei, mi amigo destacaba, el que más de la clase, en matemáticas, eso fue su perdición, lo captaron rápidamente, poco antes, quedamos en el club Irati, que quedaba cerca de su casa, el estaba estudiando, tenia firme propósito de llegar a la universidad, y de hacerse de la obra, estaba captado ya de hecho, un chico del club no nos dejaba ni a sol ni a sombra, en un momento de descuido, nos dejó unos minutos, antes de despedirnos, mi amigo me dijo que estaba decidido a dejarlo todo por la obra, cuando le pregunte si lo sabían sus padres, me dijo que la obra le había ordenado que no les dijera nada, que ahora su familia era el opus, el padre. Alarmado le hice notar que era un procedimiento sectario, mi amigo no me reprochó nada, éramos casi hermanos y era muy bueno, meditó y se limitó a decir que era feliz porque amaba al padre, me fui muy preocupado.

Meses después, sin apenas saber nada de él, me enteré que el opus le había dado la patada, no sé porqué problemas y discusiones con su preceptor, nuestro profesor de lenguaje. Mi amigo de un día para otro se volvio loco, literalmente, lo captaron y después lo dejaron tirado en la cuneta como a un perro.

Mi padre se salió de la obra, nunca me dijo porqué, nunca se lo pregunté directamente, pero me enteré que lo hicieron dos ó tres personas a la vez y por el mismo motivo, a mí me perjudicó colateralmente, porque mi padre cambió de carácter a peor, es difícil explicarlo pero parecía por fuera mejor pero por dentro era peor, tal vez sea verdad que el opus sea todo fachada, también en mis estudios, porque en mi instituto, casi acabé perseguido por no comulgar con sus ideas, lo considero un instituto sin nivel, y porque todos mis amigos tenían el instituto a 10 minutos de casa, yo con 14 años tenia que recorrer toda la ciudad de extremo a extremo, 4 veces al día, no había comedor, en trayectos de 45 minutos con suerte, es decir, que mientras mis amigos del barrio con 20 minutos al día, iban y venían al instituto, yo tardaba 3 horas en los mismo, sé que mi padre lo hizo con el mejor de los cariños, pero fue muy frustrante, además sé que fue por sugerencia de la obra, y sé que fue por lo mismo que me hicieron repetir cursos, cuando yo sabía que los sacaba en septiembre, etc.

Es muy grande mi frustración con el opus dei, por muchas razones como veis, por mi, por mi padre, por mi amigo, por muchas cosas, y también mi corazón está con vosotros, porque sé que habéis sufrido, y me gustaría que no sufriera mas gente, a la que ponen unos videos del fundador, y cuatro charlas y le envuelven con una nueva familia, que no es sino una secta camuflada, que no nos equivocamos si decimos que sus jóvenes presas no saben donde se meten. Y puedo pensar que algunos numerarios y sobre todo los supernumerarios pueden ser medianamente felices en sus vidas, a pesar de la obra, como cualquier mortal, pero que la obra se aprovecha de todos ellos esta clarísimo.

Cuando Escrivá, diseño la obra pensó en los numerarios como sus esclavos de base, en las numerarias auxiliares, como sus esclavas en las tareas del hogar, y el los supernumerarios como la tapadera para no dar una forma menos de secta a la organización, en definitiva, menos de aprovechamiento y servilismo al fundador, que tras su frustración de no ser arquitecto, se convirtió en sacerdote como mal menor y se le ocurrió, seguramente sobre 1930 y no 28 como dice él, el crear una organización para su beneficio propio única y exclusivamente.

Un saludo, gracias por leer mi carta, la verdad es que me he desahogado, un beso y fuerte abrazo, contar conmigo para lo que queráis, fuerza, y hasta siempre.




Original