Lo que mi mamá hizo con su hija agregada

From Opus Dei info
Jump to navigationJump to search

Por Nelli, 20.01.2010


Monsterrat, no puedo presumir de entender su dolor puesto que no he pasado por la misma situación, sin embargo mi mamá sí, hace ya muchos años y les quisiera compartir su experiencia.

Cuando mi hermana entró al Opus Dei ya era mayor de edad y se había graduado de la universidad. Solo sabíamos que ella frecuentaba al Opus Dei. Un día mi mamá la encontró anotando en una libreta un gasto que había hecho de no se qué, pero era algo así como una pluma que se compró. Mi mamá la cuestionó sobre eso y fue cuando mi hermana le dijo que era agregada del Opus Dei. Pues bien, mamá empezó a preguntar que era eso de “agregada” y reventó en cólera...

La reacción que ustedes tienen y los comentarios y expresiones que dicen me recuerda mucho a la reacción de mi mamá. De hecho si alguien ahora se le ocurre mencionar al opus, mi mamá revienta, y eso que mi hermana nunca dejó nuestra casa…

Mamá habló con un tío mío que tiene muchos contactos dentro de la Iglesia Católica. Mi padre, en paz descanse, también tenía muchos contactos en la Iglesia y por eso la familia tenía amistad con el Obispo. Pues bien, amenazó con denunciar al Opus Dei con el Obispo de la zona y también con desheredar a mi hermana para que la obra no se quedara con dinero de ella. La obra sí escuchó algo porque mi mamá le reclamó a una supernumeraria que trataba de convencerla que cómo era posible que las numerarias tuvieran ropa de buena marca y no dejaran a mi hermana en esos los meses que llevaba adentro de la institución comprarse ni siquiera una blusa con el dinero que ella misma ganaba. Pues bien, a los pocos días llega mi hermana a la casa con ropa nueva. Había ido de compras junto con una numeraria amiga de ella.

No sé exactamente que fue lo que valió, pero mi hermana no duró mucho en el opus. Salió a las pocas semanas de haber empezado el escándalo y revuelo que había en casa por su entrada a la obra. Algunos podrán pensar que la obra tiene razón en alejar a los papás ya que mamá sí logró que mi hermana dejara el Opus Dei, pero mi mamá reclamaba lo contrario. Ella quería que mi hermana estuviera adentro de la obra y viviendo con los demás, o si no la querían o no podían pues que no estuviera adentro. Pero eso de estar entre si y no y nada mas te quito tu sueldo le parecía una estafa. Mi hermana se salió y no habló del opus ni mal ni bien, pero si ahora, después de muchos años, le preguntan por el Opus Dei, ella dice que nunca conoció a Dios adentro de la obra. Había mucho temor por no pecar, pero ahí nunca conoció a Dios-Amor que da paz interior. La paz de Dios la vino encontrando en otro grupo de la Iglesia.

Yo les aconsejaría que se apoyaran en alguien con la cabeza un poquito más fría sobre todo cuando vayan a hablar con alguien. No digo que su reacción sea mala, al contrario es natural que estén enojadas y que bueno que lo demuestren. Eso es señal de salud mental. Al parecer es por eso que muchos miembros de la obra tienen problemas psicológicos, porque tratan de negar una realidad interna e insisten en una felicidad que no existe. He visto a supernumerarias decir con los labios que son muy felices en la obra y al mismo tiempo mueven la cabeza de un lado para el otro como diciendo no y queda la duda si creerle a la cabeza o a la boca. Y para los que están dentro de la obra y me están leyendo, no es malo tener sentimientos de tristeza, decepción, miedo y hasta de enojo…es natural y humano y es sano mentalmente el reconocer y aceptar esos sentimientos. Lo importante es qué hacemos con ese sentimiento y no el tratar de ocultarlo porque internamente nunca lo van a poder ocultar simplemente se va a manifestar exteriormente de otra forma. Pues bien, hasta hace poco (antes de entrar en Opuslibros) siempre pensé que mi mamá NO era imparcial con el Opus Dei y que se dejaba llevar por su coraje (…y ahora me doy cuenta de cuánta razón tenía mi mamá con sus comentarios sobre la obra…) Pienso que les pudiera pasar lo mismo, que alguien las pueda juzgar diciendo, bueno quizás son mamás que no quieren dejar ir a los hijos y se pueda perder de vista la realidad de lo que esta pasando dentro de la obra. Búsquense un “abogado”, alguien quien las defienda con la cabeza un poquito mas fría. Mi mamá se apoyó en mi tío y él la ayudó tanto en apoyarla emocionalmente como en hablar con las personas correspondientes.

También busquen la manera de seguir en contacto con sus hijos. Si ellos ya no quieren tener contacto con ustedes busquen a otra persona, los hermanos, tíos primos o alguien que se mantenga en contacto con ellos. Esto es muy importante para que sepan que tienen apoyo en el mundo exterior por si se quieren salir y para poder tener contacto con el mudo real. Para muestra está ese comentario de que los hijos con discapacidades físicas son producto de parejas que no llegaron puros al matrimonio. Ese comentario es ridículo para cualquier persona que vive en el mundo real, pero al parecer varias personas del Opus Dei realmente lo creen y eso es clara muestra del mundo tan irreal que están viviendo ahí adentro. Es fácil entender que si para los que están adentro lo que dicen los directores es casi como si Dios hablara porque tienen la gracia de estado, se entiende que empiecen a creerse esa sarta de afirmaciones ridículas. Por eso es muy importante que sus hijos mantengan contacto con alguien del mundo real y que esas personas no alejen a sus hijos al agredir al Opus Dei. No digo que acepten el Opus Dei, pero no lo agreden en presencia de sus hijos porque ya se ha visto que eso los aleja más y el contacto es importante. No los dejen solos…

Una vez más agradezco a Opuslibros por mostrar la otra cara del Opus Dei y no permitir que yo engrosara las listas de las mamás con hijos en la obra de Escribá.



Original