Dudas y fase de reflexión

From Opus Dei info
Jump to navigationJump to search

Por A.G., 19 de septiembre de 2005


Me lo he estado pensando mucho antes de escribiros;

Lo cierto es que todavía soy supernumerario (lo soy desde hace más de 10 años) y soy el típico hijo de supernumerarios, con hermanos numerarios, etc.. Sinceramente creo que el Opus Dei viene de Dios y ayuda a gente, pero desde hace un tiempo me están entrando muchas dudas y siento que algunos caminos se están torciendo.

Soy padre de muchos hijos (adorables todos) y mi mujer que, como yo, fue a colegios de La Obra, y frecuentó clubs, desde hace unos años se ha vuelto anti-Obra (ella nunca ha pitado).

Todo empezó hace unos años cuando el colegio de nuestros hijos decidió pegarnos un sablazo económico a los padres. En un arranque de "mala leche" decidí sacarlos a todos llevándolos a colegios religiosos subvencionados. ¡No podeis imaginar lo que sufrimos tanto mi mujer como yo por el cambio de nuestros hijos!. El tiempo me ha ido dando la razón. Me entraron remordimientos por hacer algo tan terrible, porque pansaba que la única formación posible para su salvación era que fuesen a colegios con formación de la Obra. Sentí que pecaba por ello.

Mi mujer hasta entonces iba a una charla de cooperadoras que dejó. Me comentaba que cuando interesa estos colegios son del Opus Dei y cuando no interesa sólo dan formación espiritual sin rersponsabilidad en la gerencia. Lo cierto es que a partir de entonces empecé a pensar que estos colegios son exageradamente caros para la escasa calidad escolar (cada avemaria cuesta más de 10000 pts.).

Posteriormente empecé a pensar en el famoso escrito sobre el fundador que hablaba de su visita a los barrios más pobres de Madrid. Lo cierto es que los centros y clubs están en las mejores zonas. Empecé a pensar que quizás el Opus Dei era para gente de clase media alta o alta, pero esta afirmación es absolutamente negada. Otra de las cosas que me sigue haciendo daño, interiormente, es que no tiene nada que ver lo que se dice en los circulos de lo que se hace sistemáticamente e institucionalmente. La mentira piadosa para justificar decisiones o actitudes está a la orden del dia (por ejemplo el tema comentado de los colegios).

Lo último que me ha desembocado a plantearme salir de la Obra es lo que le ha ocurrido a un hijo mío. A los 14 años y medio pitó de aspirante, a pesar de no estar de acuerdo sus padres y respetando la decisión de mi hijo. Fui a hablar con el director el cual entre risitas (las risitas son muy frecuentes en los centros y clubes para restar importancia a los problemas que crean tensión) me expuso que lo de aspirante no significaba nada serio. Lo cierto es que unos meses más tarde mi hijo dijo que no tenía vocación, a pesar de lo cual le insistieron a que siguiera porque podía ser una tentación. Siguieron los meses y tuve que ir yo para pedir que le dejaran salir si él veía claro que no tenía vocación. La respuesta que me dejó atónito es que él debía fiarse del Opus Dei y además el consejo local veía clara su vocación a numerario. O sea, que todos veían su vocación menos el propio interesado (??????!!!!!). Por supuesto, cuando vieron que salía con chicas optaron por acceder a dejarle ir pero (y aquí entra mi crisis personal) no querían que volviera al club porque podía hacer daño a otros aspirantes.

Mi deducción fue clara, lo que interesa es reclutar y no formar buenos cristianos que a lo mejor posteriormente pueden tener vocación o no. Si nosotros (sus padres) hubiesemos sido ateos o agnósticos, con esta actitud, mi hijo muy posiblemente hubiese perdido la fé. Esta actitud os digo, además, que está institucionalizada, porque he sabido de más casos. Cuando lo comentas con los directores te dicen que debe ser algún fallo particular, pero no es cierto. Cuando denuncias irregularidades de cualquier tipo se limitan a encogerse de hombros, entornar los ojos y decir: "encomendaremos" (por supuesto con la consiguiente risita).

En fin, perdonar el rollo, pero estoy en una fase de reflexión y no sé si seguiré o no.


Original